EL PRESIDENTE DEL COLEGIO DE ENFERMERÍA DE TOLEDO VALORA IMPRESCINDIBLE LA APORTACIÓN DE LOS ENFERMEROS EN EL PROYECTO DEL NUEVO HOSPITAL DE TOLEDO

Roberto Martín ha transmitido al Consejero de Sanidad “la profunda y
delicada situación del colectivo enfermero, con unos índices de desempleo que superan el 20% del colectivo en toda la región”

Ayer tuvo lugar en la sede del SESCAM en Toledo un encuentro técnico entre el Consejero de Sanidad, José Ignacio Echániz, el gerente del SESCAM, Luis Carretero, y por parte del Colegio Oficial de Enfermería de Toledo su presidente, Roberto Martín, y el secretario del mismo, Carlos Valmaseda.

El objetivo de este encuentro ha sido la presentación formal por parte del consejero del nuevo proyecto del que se llamará Hospital Universitario de Toledo. Por parte de la Consejería se ha expuesto de manera detallada el actual estado de las obras y su próxima licitación para que físicamente se reinicie la ejecución del proyecto, que finalmente dotará a la provincia de Toledo en unión de otros centros tales como el Hospital del Valle, el Hospital Provincial y el Hospital Nacional de Parapléjicos de un número superior a las 1.000 camas.

El presidente del Colegio de Enfermería, Roberto Martín, ha solicitado que se envíe de manera detallada este proyecto con el fin de divulgarlo a todo el colectivo de Enfermería de la provincia de Toledo; incluso Martín se ha comprometido a transmitir todas las aportaciones que lleguen del colectivo al SESCAM para que puedan servir de mejora en la ejecución del proyecto.

“Es importante que todos los trabajadores que vayan a utilizar estas instalaciones estén al corriente del proyecto y que también puedan aportar mejoras e ideas sobre la funcionalidad de dicho centro”, ha matizado Roberto Martín.

Asimismo, la reunión también ha servido para analizar la situación de la profesión, en su desarrollo profesional (Especialidades, Grado, etc.) como en la asunción de nuevos marcos de competencia, y que los mismos sean reconocidos en el ámbito laboral donde se desarrolla su actividad; e incluso se han tenido en cuenta posibles proyectos de colaboración conjunta en materias muy concretas de formación, como la gestión clínico-asistencial.

Roberto Martín no ha dejado pasar la oportunidad de transmitir al Consejero la “profunda y delicada situación del colectivo enfermero, con unos índices de desempleo que superan el 20% del colectivo en toda la región”.

También ha hecho hincapié en el importante número de profesionales que anualmente salen de las facultades de Enfermería de Castilla-La Mancha cuya única salida profesional estaría orientada en su labor al Servicio Público de Salud, ya que la actividad privada es escasa.

Por ello le ha hecho llegar al Consejero, no sólo en su calidad de Consejero de Sanidad sino como integrante del Gobierno de la región, la situación socio-laboral que padece la profesión, “la cual es tremendamente preocupante y con una salida a corto plazo bastante incierta”, por lo que Martín ha solicitado que se habiliten fórmulas para que los profesionales puedan incorporarse al ámbito laboral de una forma más inmediata.